SI TIENES PROBLEMAS PARA REPRODUCIR!

Ilustración 1MABARADIO

 Haz click Aquí.

 

Hanami, la mística tradición japonesa de admirar los cerezos en flor durante la primavera

La primavera tiñe de rosa los valles y picos de Japón por el brote de las flores de cerezo. Al acto de mirarles en silencio se conoce como ‘Hanami’.

La primera vez que Leticia Matsuda vio los cerezos de Tokio, pensó que nunca podría llevarse suficiente de Japón. A esta experiencia, los locales la conocen ancestralmente como ‘Hanami’: la práctica de mirar en silencio las flores rosas. Incluso ellos, que conviven con los árboles rebosantes de vida en primavera, esperan con ansias el par de semanas que el horizonte se tiñe de rosa pálido:

«Todas las calles son rosas. Así como aquí son las jacarandas, allá son las sakuras», dice sobre su experiencia la arquitecta mexicana, con ascendencia japonesa.

Año con año, según documenta Nozomi Uematsu, profesora de Estudios Japoneses para la Universidad de Sheffield, la Agencia Meteorológica de Japón hace una cobertura especial dedicada exclusivamente al florecimiento de los cerezos, de norte a sur en la isla.

«[…] la gente se toma un momento para apreciar la brevedad de la primavera y su belleza, con el florecimiento y la caída de los cerezos en flor.», escribe Uematsu para The Conversation.

La euforia por la llegada de la primavera no es casual. Así como en México las personas ansían el brote púrpura de las jacarandas, los japoneses tienen una tradición milenaria de admirar los cerezos en flor en abril. A la celebración dedicada a admirar el despertar de las flores, con atención plena, se le conoce históricamente como ‘Hanami’. Así funciona.

Te sugerimos: Por primera vez en 1,200 años, la temporada de cerezos se adelanta por culpa del cambio climático

‘Mirar las flores’

hanami
Vista aérea de Yoshinoyama durante la primavera, en la prefecture de Nara, Japón. / GETTY IMAGES

En Japón, los inviernos pueden ser crudos. En las semanas de más frío, la temperatura puede bajar hasta los 2ºC, con nevadas poderosas y ventiscas que encierran a las personas en sus casas. El turismo, por lo tanto, no es recomendable en esta época del año: todo está cerrado —y lo que es más, los sitios turísticos de interés ni siquiera abren sus puertas por el mal clima.

Después de meses de recomiendo en el hogar, la llegada de los primeros días cálidos del año se corona con los cerezos rebosantes en flores. Del sentimiento de añoranza nace, asimismo, la contemplación silenciosa de los árboles en abril. De hecho, Hanami (花見) se traduce literalmente como ‘mirar las flores’.

¿Cómo se celebra Hanami?

Hanami
GETTY IMAGES

La experiencia del Hanami se puede entender mejor con una pieza del poeta Kobayashi Issa, uno de los 4 grandes haikuístas que ha producido Japón en la historia:

«Sin arrepentimientos
caen y se dispersan…
Flores de cerezo»

El poema se aproxima a la impertinencia de la vida, manifestada en cómo las flores nacen para volver al suelo. Sólo así pueden reintegrarse al ciclo natural de la vida. Al solamente ‘mirar las flores’, los japoneses hacen un acto de reunión y reconciliación con la transitoriedad de su estancia en este plano de consciencia.

Por ello, también, tradicionalmente se organizan festejos enteros en torno a los cerezos en flor. Las personas se reúnen para mirarlos en los parques públicos, donde organizan picnics en familia y con amigos. Matsuda describe lo siguiente sobre estas celebraciones japonesas:

«Es muy común que durante Hanami vayas a un parque y te lleves unos obentos (cajas de comida tradicional), para comer mientras miras las flores.»

La única intención —más allá de platicar o actualizarse sobre cómo va la vida— es estar sentados en silencio, viendo los árboles rebosantes de vida en rosa.

Más sobre mística japonesa: Shinigami, los dioses de la muerte que atemorizaron a Japón durante siglos

Reconciliarse con la impermanencia

hanami
GETTY IMAGES

En japonés, a las flores del cerezo se les conoce como ‘Sakura’. Según los registros nacionales, la celebración de Hanami data del periodo Nara, entre los años 710 y 794. Desde entonces, el olor de los cerezos recién nacidos anunciaba la llegada de la primavera.

Incluso, el aroma adquirió una connotación sagrada, relativa a la élite política japonesa en la Edad Media. Desde la parte estética y lírica, el Hanami también implica encontrar belleza en el acto de dejar ir. Aunque pareciera lo contrario, esta tradición japonesa celebra la decadencia de las flores que mueren en abril.

Visto así, explica Uematsu, también es una manera de festejar la melancolía.

Sigue leyendo:

7 datos que debes de conocer sobre los cerezos en Japón

¿Qué simbolizan los arcos torii, las puertas sagradas que se encuentran en todo Japón?

The post Hanami, la mística tradición japonesa de admirar los cerezos en flor durante la primavera appeared first on National Geographic en Español.